Historia y biografía de

Escritores

Julio Herrera y Reissig

Biografía de Julio Herrera y Reissig
Dominio Público

Contenido

Biografía de Julio Herrera y Reissig

Julio Herrera y Reissig (9 de enero de 1875 –  18 de marzo de 1910) Poeta y ensayista uruguayo. Precursor del modernismo y uno de los cuatro delfines. Estudió en Madrid y París. Su obra evolucionó del romanticismo al modernismo, siendo influenciada fuertemente por el simbolismo francés y la radicalidad de Rubén Darío. Algunos de sus poemas más conocidos son: Canto a Lamartine (1898), Las pascuas del tiempo (1902), Los parques abandonados (1902-1908) y La torre de las esfinges (1909).

Vida

Nació en el seno de una familia patricia ya empobrecida. Sus padres fueron Manuel Herrera y Obes, y Carlota de Reissig Gallino. Gracias al origen de su familia consiguió cursar estudios en Europa; estudió en Madrid y París. En ese entonces entró en contacto con la obra de los escritores del parnasianismo Leconte de Lisle y del simbolismo Charles Baudelaire. Ya a su regreso, seria influenciado por Rubén Darío.  Obligado a abandonar sus estudios desde los diecisiete años, debido a su frágil salud, se dedicó por completo a escribir.

Ya que padecía de arritmia, una condición que había empeorado al contraer fiebre tifoidea, se vio obligado a permanecer en Uruguay. Si bien limito su actividad física y sus viajes, continuó activo en el ambiente literario uruguayo. Herrera y Reissig fue entonces conocido por sus famosas tertulias desarrolladas entre 1900 y 1907, en el ático de la mansión familiar, la cual era conocida La Torre de los Panoramas por su vista al Rio de la Plata.

Víctima de la arritmia y de su adicción a la morfina, Herrera y Reissig padeció numerosos episodios los cuales provocaron su muerte en 1910.

Obra

A finales de los noventas publicó su primer poema Miraje (1898), seguido de Canto a Lamartine (1898). Motivado por el éxito de estos, fundó un año después la publicación quincenal La Revista (1899). A esta le siguieron sus famosas tertulias (1900-07) en las que además de discutir sobre la literatura latinoamericana y europea, daba a conocer sus trabajos más recientes.

En ese periodo aparecieron Las pascuas del tiempo (1902), Los maitines de la noche (1902), Los parques abandonados (1902-08), La vida (1903) y Los éxtasis de la montaña (1904-107), obras en el que se puede apreciar la influencia de Baudelaire, Leconte de Lisle y Rubén Darío. Una vez dio por terminadas las reuniones, empezó aislarse, aunque continuó escribiendo.

Alejado de todos en sus últimos años publicó Sonetos vascos (1908), La torre de las esfinges (1909) y Los peregrinos de piedra (1909). Tras su muerte fue publicado Poesías completas (1913).

Julio Herrera y Reissig, falleció el 18 de marzo de 1910, en Montevideo.

To Top