Filósofos

Pitágoras

Biografía de Pitágoras
Jusepe de Ribera

Biografía de Pitágoras

Pitágoras nació en la isla de Samos alrededor del año 569 a.C., y murió en Metaponto en la fecha aproximada del 475 a.C. Fue un matemático griego que revolucionó áreas como la geometría y la aritmética, además de la filosofía. A él y al grupo de sus discípulos, La Escuela Pitagórica, se deben hallazgos como el de la trilogía musical (tónica, dominante y subdominante), determinante para la composición tanto de acordes como de canciones y obras; el teorema de Pitágoras, que sirve para hallar la longitud de la hipotenusa de un triángulo rectángulo; o la inconmensurabilidad.

Pitágoras fue hijo de Pythais, su madre, quien nació igualmente en la isla de Samos, y Mnesarco, su padre, quien era un mercader de la ciudad de Tiro. De niño, Pitágoras acompañaba a su padre en los viajes que este realizaba para comerciar, pero ello no le impidió que para esa época lograra escribir poesía, recitar a Homero o tocar la lira. En uno de estos viajes, cuando su padre vio que ya estaba en edad, lo llevó a la ciudad de Tiro para que fuera instruido por los intelectuales del lugar, entre quienes se encontraban Anaximandro, Ferécides de Siros y Tales. Precisamente sería este último quien influenciaría a Pitágoras a caminar por la senda matemática, además de darle principios sobre astronomía y geometría.

“El hombre es mortal por sus temores e inmortal por sus deseos”. Pitágoras

Pitágoras realizó varios viajes para ahondar en sus conocimientos. Es así como llega a Egipto, con la mala suerte de que lo hace para el año de 525 a.C., fecha en que el rey de Persia, Cambises II, invadió las tierras egipcias. Por esta razón, Pitágoras es llevado a Babilonia en calidad de prisionero de guerra. Pese a esto, Pitágoras logró congeniar con los magies (grupo de antiguos astrólogos persas que además practicaban magia), y de los cuales aprendió tanto las matemáticas que estos habían desarrollado como sus cultos y rituales. Y aunque no es del todo claro cómo quedó en libertad, se sabe que luego viajó a Crotona, ciudad del sur de Italia.

En la sociedad que fundó en esta ciudad, Matematikoi, impuso las costumbres que había aprendido de los magies como requerimiento para ser parte. Entre estas estaban el vegetarianismo, el no usar prendas hechas de piel animal, y la necesidad de guardar secreto sobre lo que en la sociedad se decía, así como buscar la pureza. Se cree que fundó esta sociedad en Crotona, que llegaría al impresionante número de hasta 300 seguidores, y no en Samos, la isla en la que nació, porque sus conciudadanos no le prestaban mucha atención. Sin embargo, existe otra teoría según la cual Pitágoras fue a Crotona para huir de Polícrates, gobernante de su antigua ciudad y a quien consideraba como un tirano. Es posible, además, que la razón fuera únicamente una necesidad de escapar de sus obligaciones como ciudadano libre. Es decir, que huía de sus responsabilidades con la vida pública y política.

Los datos son igualmente confusos respecto a la familia que formó. Unos señalan que ya tenía una esposa e hijos incluso antes de viajar a Crotona; otros afirman que conoció y se casó con Téano en Crotona y no en otra ciudad por la sencilla razón de que ella era parte de los Matematikoi. Asimismo, algunas versiones sostienen que con Téano tuvo dos hijos: un varón, Telauges, y una niña, Damo; otras predican que en realidad fueron dos hijas: Myia y Damo.

De la misma forma, la información sobre la muerte de Pitágoras es bastante ambigua. De todas maneras, son falsos los testimonios que dan algunas fuentes afirmando que el año de 532 a.C. fue la fecha en que murió Pitágoras, pues 24 años después (para el 508 a.C.), fue atacado junto a su sociedad en Crotona. Se cree, además, que huyó a Metaponto, y que es aquí donde, según la coincidencia de varios biógrafos, vivió sus últimos días. Pero otras fuentes aseguran que regresó a Crotona. Lo cierto es que, mientras reinaba Cicerón, se exhibió su tumba en Metaponto.

“Escoge a una mujer de la cual puedas decir: hubiera podido escogerla más bella, pero no mejor.” Pitágoras

Como si fuera poco, sobre las razones de su muerte existen dos versiones. La primera apunta a que, viendo el ataque que había sufrido él y su comunidad, Pitágoras se abandonó a su suerte y murió en las calles de Metaponto. La segunda cree que fue asesinado por Cilón, un habitante de la ciudad de Crotona quien había solicitado unirse a la Sociedad Pitágorica. Sin embargo, al ver que había sido rechazado por no cumplir con los requerimientos que los Matematikoi exigían, a pesar de ser un hombre muy rico, juró perseguir a Pitágoras ya sus seguidores en donde sea que fueran vistos.

La sociedad pitagórica sobrevivió a Pitágoras, y para el año 500 a.C. ya se había esparcido a otras ciudades italianas y a Metaponto, Tarento y Sibari, aunque los temas matemáticos habían pasado a un segundo puesto y primaban en su lugar asuntos políticos. Esto llevó a que tuvieran problemas en varias ciudades, siendo en algunos casos perseguidos y aniquilados. Finalmente, la sociedad se dividió en grupos más pequeños de acuerdo a las ideologías específicas de cada uno.

 

Artículos recomendados

Califica este artículo
[Total: 7 Promedio: 4.3]
Ir arriba