Síguenos en redes

Realeza

Carlos III de España

Publicado

en

Biografía de Carlos III de España
Dominio Público

Biografía de Carlos III de España

Carlos III (20 de enero de 1716- 14 de diciembre de 1788) Nació en Madrid, España. Rey de España perteneciente a la Casa de Borbón. A pesar de ser el tercer hijo de Felipe V, consiguió acceder al trono gracias a la influencia de su madre Isabel de Farnesio. Antes de coronarse rey heredó los ducados de Parma, Piacenza y Toscana, gobernando entonces como Carlos I (1731-1735). Posteriormente gobernó Nápoles como Carlos VII y Sicilia como Carlos V entre 1734 y 1759. Finalmente fue coronado Rey de España en 1759, tras la muerte sin descendencia de su hermanastro Fernando VI. Durante su mandato gestó una serie de reformas que limitaron el poder la Iglesia tanto en España como en las colonias. Asimismo, promovió varios cambios en torno al comercio y la formación académica.

Familia e inicios

Nacido en el seno de la casa real de los Borbones, Carlos tuvo como padres al rey de España Felipe V y la aristócrata italiana Isabel de Farnesio, quien fue la segunda esposa del rey. Fue cuidado María Antonia de Salcedo y más tarde dejado a cargo de los cuidadores y tutores de Francisco María Spínola y Spínola. Durante estos años recibió una esmerada educación vigilada por su madre, quien se negaba a dejar a su primogénito sin ningún cargo de relevancia. En 1724, su hermano mayor heredó el trono gracias a la abdicación de su padre, sin embargo, falleció pocos meses después, por lo que el Felipe V tuvo que ocupar nuevamente el trono.

A finales de la década de 1720, se trasladó con su padre a Sevilla para acompañarlo en la recuperación de los territorios perdidos en el trascurso de la Guerra de Sucesión. Una vez radicados en Sevilla, el Rey aseguro el futuro de su hijo firmado con Inglaterra y Francia el Tratado de Sevilla (1729), acuerdo que dejaba en claro que territorios pertenecían a cada país y nombraba como heredero de los ducados de Parma, Piacenza y Toscana a Carlos III, quien ese entonces tenía solo quince años. Tras enfrentarse a la invasión del emperador del Sacro Imperio Romano, Carlos VI, el joven heredero borbón accedió a sus plazas en Italia, gobernando entre 1731 y 1735 bajo el nombre de Carlos I.

Dos años después de acceder al territorio español en Italia, Carlos y su padre se aliaron con Francia para luchar en contra del Sacro Imperio Romano y el control de Austria en los territorios de Nápoles y Sicilia, esperando con esto recuperar Gibraltar. Al finalizar consiguieron la victoria en Italia, quedando entonces a cargo de los territorios de Nápoles y Sicilia, los cuales fueron dejados por Felipe V al infante Don Carlos. De 1734 a 1759, Carlos III gobernó Nápoles con el nombre de Carlos VII y Sicilia como Carlos V.

Reinado de Nápoles y Sicilia (1734-1759)

Una vez instalado en el trono de Nápoles y Sicilia como Carlos VII y Carlos V, el infante se dedicó por completo a reformar el reino italiano con el apoyo de sus consejeros. Comenzó limitando el poder de la clase terrateniente, a la cual colocó bajo sus órdenes directas. Seguido inicio una serie de reformas judiciales que llevaron a la actualización de las leyes del reino y la promulgación de Código Carolino en 1752. Asimismo, se preocupó por impulsar el comercio y la exportación. Limitó el poder de la Iglesia en el reino por medio del Concordato de 1741 e impulsó varios proyectos culturales e industriosos como las excavaciones en las villas romanas de Pompeya y Herculano, encontradas recientemente. En relación con la política exterior, Carlos continuó trabajando en conjunto con otros países en el desarrollo de la Guerra de Sucesión, sin embargo, obtuvo pocos resultados. En 1748, se firmó la Paz de Aquisgrán o el Tratado de Aquisgrán, acuerdo que puso fin a la Guerra de Sucesión austriaca. A través de este se cedieron los ducados de Parma y Plasencia a Felipe I y se estableció el posible acceso de Carlos al trono español en caso de que su hermano falleciera sin dejar herederos. Cabe mencionarse que el nombramiento de Carlos como futuro rey no habría sido posible sin la intervención de su madre, Isabel de Farnesio, quien se encargó de negociar y vigilar que su hijo llegara a ser rey.

Carlos se casó con la princesa María Amalia de Sajonia en 1738; con esta tuvo trece hijos, de los cuales solo sobrevivieron siete. De estos solo el segundo hijo llegó a ocupar el trono español, siendo entonces conocido por su poca habilidad administrativa, la cual llevó a la Casa de Borbón a su declive. En 1746, su hermano Fernando VI accedió al trono español, gobernando con gran habilidad hasta 1759. Al fallecer éste sin ningún heredero, Carlos fue nombrado rey de España con el nombre de Carlos III. Su trono en Nápoles quedó a cargo de su tercer hijo, Fernando IV (1759-1825), mejor conocido como Fernando I de las Dos Sicilias.

Reinado de Carlos III

Gracias a la experiencia ganada en los años anteriores, Carlos III gobernó con gran habilidad y destreza España. No obstante, la etapa más fructífera de su reino llegó tras el Motín de Esquilache (1766), levantamiento que fue impulsado por el clero y la nobleza como respuesta a las intenciones reformadoras del rey. Carlos III impulsó una serie de reformas tanto administrativas como judiciales que le permitieron limitar el poder de la nobleza y la Iglesia e impulsar el comercio americano por medio de la creación de diversas compañías marítimas y otras industrias en torno al comercio de las colonias. Asimismo, se interesó por la modernización y el saneamiento del país. Impulsó la creación de numerosas obras públicas y la construcción de ostentosos complejos palaciegos. Preocupado por la influencia de la Iglesia, decidió expulsar en 1776 a la Compañía de Jesús de todos los territorios españoles, incluidas las colonias.

Reformó la enseñanza académica para que se centrara en las ciencias y la investigación y cambio las leyes en relación al ejercito por medio de las Ordenanzas de 1768. En materia economía, planteó una reforma agraria, creó el Banco de San Carlos (1782), y Lotería Nacional e impuso el comercio español al liberalizarlo. En cuanto a la política exterior, Carlos III mantuvo su alianza con Francia para así poder enfrentar el hostigamiento inglés. Asimismo, intervino en la Guerra de los Siete Años (1756-1763) y la Guerra de Independencia de los Estados Unidos (1775-1783). Gracias a esto pudo recuperar Menorca, pero no el territorio de Gibraltar. A su muerte en 1788, se dio por terminado el periodo del reformismo ilustrado en España, pues a partir de ese momento los monarcas españoles regresarían a un estilo de gobierno más conservador. Carlos III falleció el 14 de diciembre de 1788 en Madrid, a los 72 años.

Realeza

Tamara Falcó

Publicado

en

Tamara Falcó
Tamara Falcó, vía Instagram

Biografía de Tamara Falcó

Tamara Isabel Falcó Preysler (20 de noviembre de 1981) también conocida como la VI Marquesa de Griñón, es una socialité, aristócrata e influencer. Nació en Madrid, España.

Primeros años

Es una aristócrata y socialité. Hija única de la unión entre la presentadora filipina María Isabel Preysler Arrastia y el marqués de Griñón, Carlos Falcó y Fernández de Córdoba. Cuando Tamara tenía 5 años, sus padres deciden divorciarse.

Tiene 8 medios hermanos. Por parte de su padre es medio hermana de:

  • Manuel Falcó y Girod, XIII marqués de Castel-Moncayo.
  • Alejandra Falcó y Girod, XIII marquesa de Mirabel.
  • Duarte Falcó y de la Cierva.
  • Aldara Falcó y de la Cierva.

Por parte de su madre es medio hermana de:

Vivió dos estilos de vidas algo diferentes luego de que sus padres re hicieran sus vidas amorosas, decidieron casarse y formar otros hogares.
Tamara vivió un tiempo con su mamá y su padrastro en Estados Unidos. Ahí estudió comunicación en el Forest Lake College, en Chicago. Luego estudió diseño de modas en el Instituto Marangoni de Milán, Italia. Ya en España decide realizar un máster en visual merchandising, en la Universidad de Navarra.

Su familia paterna es dueña de vinos Marqués de Griñón. Se le dio a conocer como uno de los mejores vinos del mundo. Tamara estuvo trabajando en la empresa de la mano de su hermana.

Carrera profesional

En el 2013, tuvo un programa que se llamó “We Love Tamara”. El programa no conto con buenas calificaciones, pues se le consideró muy actuado y poco real. Desde ahí se le ha visto trabajando para varias marcas; entre esas Pandora. Muchos programas de televisión como invitada. Creó su marca de ropa TFP.

Tamara Falcó participó en la cuarta temporada de “MasterChef Celebrity, España”, se desempeñó bien y mostró su gran talento gastronómico, el cual la dio como ganadora de este reality. Un año después de su paso por el reality en el 2019, lanzó un programa gastronómico junto al chef Javier García Peña, el programa se llamó “Cocina al Punto”.

Ha realizado colaboraciones en televisión, en programas de tertulia. Tamara ha trabajado en el conocido programa “El Hormiguero”, presentado principalmente por Pablo Motos. En ese mismo año hace parte del jurado de “El Desafío”.

En el 2022, lanza junto a Netflix un reality sobre ella, “Tamara Falcó: la marquesa”.

Vida personal

Falcó ha dejado saber que se lleva muy bien con sus hermanos. Y respecto a las parejas de sus padres también ha tenido buenas relaciones. Con Miguel Boyer se crío, lo llamaba “El tío Miguel”. Con la pareja de su padre, Esther Doña, la relación ha sido algo tensa.

Con la actual pareja de su madre, el escritor peruano Mario Vargas Llosa, se lleva muy bien. Se le ve junto a Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa en varios eventos, de hecho, pasó un tiempo en inicio de pandemia en el hogar de ellos junto a su hermana menor.

Se ha declarado católica romana.

Su padre Carlos Falcó y Fernández de Córdoba falleció en el año 2020, a causa de COVID-19. En noviembre de ese mismo año, Tamara Falcó pasó a ser VI marquesa de Griñón.

Tamara ha tenido varias parejas reconocidas, pero de la última persona que se conoce es de Íñigo Onieva, con el que empezó a salir en el 2020. Íñigo es un empresario 7 años menor que Tamara, nacido en Madrid. Tras dos años de relación, Íñigo decide proponerle matrimonio a Falcó, pero al día siguiente se hicieron públicos unos vídeos de él engañando a Tamara en un festival, el cual se había realizado recientemente. Semanas después, en un congreso católico habló del tema y dio a conocer que:

“Ha sido un despertar espantoso, pero al mismo tiempo pienso en el perdón, pienso en la importancia del perdón. Estaba muy ilusionada, pero todo cambia radicalmente, ya no cuando salen unas imágenes de mi novio en aquel entonces siendo infiel, caen muchas más cosas, fue un dominó”.

Se habla de que posiblemente Tamara Falcó esté en embarazo, pero la socialité no ha hablado del tema.

Tamara es muy conocida por sus polémica opiniones, por su religión y su forma de pensar. En sus redes sociales podemos ver su estilo de vida. Cuenta con más de 1.4 millones de seguidores en Instagram.

Continúa leyendo

Biografía

Clodoveo I

Publicado

en

Biografía de Clodoveo I
Dominio Público

Biografía de Clodoveo I

Clodoveo o Clovis I (h. 466-511).  Rey de los Francos, iniciador de la dinastía Merovingia. Sucesor de su padre, Childerico I, bajo su reinado unificó las tribus germánicas que se habían establecido cruzando el Rin y extendió su territorio hasta abarcar casi toda Francia. Fue gobernante de gran parte de la Galia. Al convertirse al cristianismo (497), siendo uno de los primeros reyes germánicos en hacerlo, consiguió el apoyo de la Iglesia.  Para los católicos, fue el primer gran rey católico- germánico.

Clodoveo I

Nacido en Tournai (ahora Bélgica), Clodoveo fue hijo del rey pagano Childerico I y de la reina de Turingia, Basina. Al morir su padre en el 481-482 accedió al trono como gobernante de los francos de Salian y de los grupos francos alrededor de Tournai. Una vez establecido en el poder comenzó esfuerzos por expandir el reino. Primero se impuso sobre los jefes salios y ripuarios. En el 486 se alió con Ragnachar, rey franco de Cambrai, y  con Chalaric, para derrotar a Syagrius, el último gobernante de la Galia romana. Durante la batalla, Chalaric traicionó a sus camaradas: se paró a un lado y espero el resultado para apoyar a quien ganara la batalla. A pesar de la traición, los francos obtuvieron la victoria.

Al finalizar la batalla, Clodoveo invadió el territorio deChalaric, encarcelando a este y a su hijo. Los dos fueron torturados y forzados a tomar las ordenes; sin embargo luego ser asesinados. Chararic fue ordenado sacerdote y su hijo diácono. En el 493 aseguró una alianza con los ostrogodos, mediante el matrimonio de su hermana Audofleda con Teodorico el Grande. Luego, expandió su dominio con la expulsión de los alamanos  en la batalla de Tolbiac (496).

Conversión al cristianismo

Dueño de ya un gran territorio, en el 497 se convirtió al cristianismo, posiblemente por influencia de su esposa Clotilde. Clodoveo fue uno de los primeros reyes germánicos en convertirse al cristianismo. Antes de su conversión se había interesado en el arrianismo, simpatizaba con él y tal vez incluso se inclinaba a adoptarlo. Su conversión le valió el apoyo de la Iglesia y facilitó en gran medida la fusión de los elementos galorromanos y germánicos. Trató política y diplomáticamente con los obispos católicos de Galia.  Antes de su muerte, convocó a un concilio eclesiástico en Orléans.

Dueño de la Galia

Temerosos de su fuerza y unión con la Iglesia, los visigodos, burgundios y ostrogodos  se unieron en su contra. Clodoveo primero venció a los borgoñones en el 500; luego se enfrentó y dio muerte al rey visigodo Alarico II,  en el 507 durante la batalla de Vouillé. Dicha victoria le permitió ocupar Aquitania, con la mayor parte de la Galia bajo la hegemonía franca. Posteriormente tomó Tolosa (508). En el 510 mandó degollar a todos los reyes francos de Galia, haciéndose así con el poder.

Poco a poco, Clodoveo consiguió extender su reino hasta los Pirineos. No consiguió, sin embargo, abrir su dominios  al Mediterráneo. Su reino comenzó en la región que abarcaba la Bélgica moderna y el noreste de Francia, se expandió hacia el sur y el oeste y se convirtió en el más poderoso de la Galia. Fue el aliado occidental más importante del emperador Anastasio I. Con su esposa, la princesa  Clotilde, tuvo cinco hijos y otro hijo, Theuderic, nació antes del matrimonio.

Muerte

Después haber unificado casi toda Francia, al morir dejo sus territorios repartidos entre sus cuatro hijos sobrevivientes: Teodeberto,  Clodomiro,  Childeberto, y Clotario, según documentó Gregorio de Tours en sus Historias (a menudo llamadas Historia de los francos).

A su muerte y con el paso de los años, Clodoveo se convirtió en una figura significativa.  Para los franceses, fue fundador de Francia.  Y para los católicos, fue el primer gran rey católico germánico. Su esposa Clotilde, hoy santa, fue canonizada cerca del año 550.

Su dinastía, la merovingia, sobrevivió más de doscientos años, hasta el surgimiento de los carolingios en el siglo VIII. Aunque Clodoveo no fue el primer rey franco, sí fue el fundador político y religioso del reino.

Artículos recomendados

Continúa leyendo

Biografía

Andrés II de Hungría

Publicado

en

Biografía de Andrés II de Hungría

Biografía de Andrés II de Hungría

Andrés Endre o Andras II de Hungría (c.1177-1235) rey de Hungría de la dinastía de los Arpad. Hijo de Béla III,  Andrés accedió trono a la muerte de  su sobrino Ladislado III,  en 1205.  Su reinado (1205-1235) estuvo marcado por las controversias con los grandes barones y feudatarios,  la emisión en 1222 de la Bula de Oro ( también conocida como la Carta Magna húngara) y la expulsión de los Caballeros Teutónicos de Hungría en 1225. Fue llamado el Hierosolimitano por su participación en la organización de la quinta cruzada. Influenciado por la Iglesia, emprendió importantes campañas que requirieron de grandes esfuerzos económicos. Antes de llegar al trono  intentó derrocar a su hermano Emerico I.

Andrés II de Hungría

Nacido en 1777, Andrés fue el segundo hijo del rey Bela III y de Inés de Antioquía. Al morir su padre en 1196,  le sucedió el primogénito del rey, su hermano Emerico I,  a quién  Andrés, que había recibió el título de príncipe de Eslavonia, enfrentó incesantemente para hacerse con el trono. Para atacar a su hermano, Andrés empleó el dinero y las tropas reunidas por su padre para la siguiente cruzada. No obstante, no pudo vencer en vida a su hermano y tuvo que conformarse con el dominio de Dalmacia y Croacia, otorgados a él  por el papa Inocencio III en 1203. Un año después, Andrés perdió  Zara ante los genoveses.

Rey de Hungría

Más tarde se alzó en armas contra el sucesor de su hermano, su sobrino Ladislao III  y a su muerte en 1205 fue proclamado rey. Fuertemente influido por Inocencio III, una vez en el trono, Andrés emprendió  campañas que requirieron enormes esfuerzos económicos. En un principio las financió con las posesiones reales, sin embargo cuando estas se agotaron, recurrió a una serie de nuevos impuestos, aumentó el cobro por derechos aduaneros y ordenó en varias ocasiones la devaluación de la moneda. Dio  además en arriendo los derechos de acuñación y las minas de sal, que recayeron en las manos  de los judíos  y musulmanes del país. La cuestión de la sal le enfrentó con la Iglesia, que era la que anteriormente había recibido las regalías derivadas de esta.

Durante los primeros años de su reinado la alta nobleza se vio favorecida por constantes donaciones, mediante las cuales intentó aumentar el número de sus partidarios, pero que sin embargo menoscabaron el poder central en beneficio de los grandes propietarios.

Por  instigación del palatino Bank, su primera esposa, la reina Gertrudis Merán, fue asesinada en 1213 durante una de sus campaña contra Galitzia. La reina había despertado el recelo de los nobles al acaparar un alto número de cargos cedidos a sus partidarios, principalmente alemanes. El rey castigó con la muerte a los autores materiales del ataque, pero perdonó a Bank, quien pasó a ser juez supremo de la corte y uno de los autores de la Bula de Oro. Contrajo segundas nupcias con Violante de Courtenay, la hija de los emperadores Pedro y Yolanda de Constantinopla.

Quinta Cruzada

Más tarde quiso honrar la promesa hecha por su padre de partir en la quinta cruzada; con este fin reunió un ejército en Espalato, consiguió  naves de los venecianos y recurrió  hasta a empeñarlos tesoros de la Iglesia para financiar la expedición. Sin embargo, la cruzada terminó en un gran fracaso y  Andrés tuvo que regresar enfermo a casa. Pese al fracaso, Andrés concedió grandes rentas a la Orden de San Juan. Los únicos beneficios que obtuvo de la cruzada fue el emparentar con los reyes de Armenia y Bulgaria a través matrimonio de sus hijos, y  recibir el título de “Rey de Jerusalén”,  usado por los reyes de Hungría hasta 1918.

Bula de Oro (1222)

De vuelta en Hungría, Andrés encontró un reino convulsionado por la anarquía. Para controlarlo proclamó hereditarias e inviolables las donaciones hechas por sus antepasados; sin embargo  esto dejó fuera del poder a un importante grupo de grandes señores, que se levantaron contra él en 1222. Estos descontentos, apoyados por sirvientes y pequeños propietarios, consiguieron que el rey destituyera a la administración hasta entonces imperante y  que promulgara la carta magna conocida como Bula de Oro. Ésta supuso el derecho de hacer testamento para las sirvienses y siervos del castillo. La Bula prohibió además la donación de provincias entera y protegió a los siervos contra la Iglesia prohibiendo la exigencia del pago de diezmo eclesiástico en dinero. También declaró ilegal la acumulación excesiva de cargos y la donación de posesiones a los extranjeros. La Bula sentó un precedente al reconocer el derecho de los grandes señores a resistirse contra el rey cuando éste violase cualquier acuerdo estipulado en ella .

Estas concesiones valieron a Andrés II el que la nobleza le declarase rey hereditario de Hungría, Dalmacia, Croacia, Lodomeria,  Serbia,y Galitzia. Más tarde Andrés entró en conflicto con la Orden de los Caballeros Teutónicos, establecida en Transilvania,  debido a sus desmedidas exigencias, por lo que la orden fue expulsada del país en 1225.  Presionado por la Iglesia, en 1231 promulgó un segunda Bula de Oro, cuyas disposiciones fueron más favorables para la Iglesia y que incluyo como castigo para las nobles rebeldes la excomunión.

Últimos años

Al morir su segunda esposa, Andrés contrajo terceras nupcias con Beatriz de Este, hija del duque de  Ferrara Hércules I de Este.  Sus últimos años los pasó apesadumbrado por el descontento en torno suyo. Para calmar los ánimos asoció al trono a su primogénito, Bela, quien  le sucedió  a su muerte en el trono.

De su primer matrimonio con Gertrudis, Andrés tuvo una hija, Santa Isabel de Hungría.

Andrés  II falleció el 26 de octubre de 1235.

Artículos recomendados

Continúa leyendo

Escritores

Celebridades

Destacadas

Nuestros partners recogerán datos y usarán cookies para ofrecerle anuncios personalizados y medir el rendimiento.    Más información
Privacidad