Activista

Adolfo Pérez Esquivel

Biografía de Adolfo Pérez Esquivel
Attribution-ShareAlike 2.0 Generic (CC BY-SA 2.0) https://www.flickr.com/photos/asambleanacional/5079246658

Biografía de Adolfo Pérez Esquivel

Adolfo Pérez Esquivel (26 de noviembre de 1931) Nació en Buenos Aires, Argentina. Artista y activista argentino, premiado con el Nobel de Paz en 1980, por su apoyo y lucha en pro de los derechos humanos. Pérez Esquivel fue perseguido durante la dictadura en Argentina y actualmente es miembro de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO). Hijo de Cándido Pérez González, pescador y Mercedes Petrona Esquivel, de ascendencia guaraní; cuando este tenía tres años su madre falleció, para este entonces la situación económica del padre era difícil por lo cual decidió buscar un lugar seguro para sus hijos, Pérez fue dejado en el Patronato Español de Colegiales, en donde fue pupilo; mientras residía ahí estableció una relación cercana con la portera de la institución, la cual le enseñó a tallar madera; este suceso marcó la vida de Pérez Esquivel, quien desde entonces se interesó por el arte y la escultura, disciplina en la que se desempeñó más tarde.

Poco tiempo después regresó con su familia, se establecieron un pequeño inquilinato del barrio San Telmo, lugar en donde habitaban carpinteros; en esa zona paso su infancia y adolescencia; durante su adolescencia repartía el tiempo entre el juego, el trabajo como repartidor de diarios o vendedor de flores y el estudio; cursó la secundaria y asistía al taller de Quinquela Martín, donde aprendía sobre escultura y arte; Pérez era un ávido lector, acadia a la biblioteca y si podía costearlo compraba libros de segunda; esta pasión por la lectura le llevo a leer las obras que cambiaron y definieron su personalidad como: La Autobiografía, de Mahatma Gandhi y Las montañas de los siete círculos, de Tomas Merton.

Después de terminar la primera etapa educativa ingresó a la Escuela Nacional de Bellas Artes Manuel Belgrano, de esta salió como licenciado, posteriormente, asistió a la Universidad Nacional de La Plata, en la cual se graduó como pintor escultor; en esta conoció Amanda Guerreño, pianista con la cual contrajo matrimonio y tiene cuatro hijos. Tras finalizar sus estudios universitarios empezó a desempeñarse como profesor en la Facultad de Arquitectura y Urbanismo de la Universidad Nacional de La Plata, estuvo en este puesto hasta 1976, año en el que la dictadura militar lo depuso del puesto.

Militancia cristiana y activismo

Desde temprana edad fue profundamente devoto, este sentimiento fue creciendo con el paso del tiempo y para la década de 1970 , se unió a varios grupos de militancia cristiana en los cuales cambio su forma de entender la espiritualidad, esto lo motivo a comprometerse con el servicio a otros y la causa por la cual es reconocido, la no-violencia; es necesario resaltar que el contexto de la época gestó movimientos de militancia radical, Pérez nunca estuvo de acuerdo con las prácticas de estos, pues estaba inspirado por las ideas y prácticas de movilización de Gandhi.

Tras unirse a la militancia en 1973, creó periódico Paz y Justicia, este pronto se convirtió en el corazón del movimiento pacifista y de otros movimientos en pro de la defensa de los derechos humanos en el territorio latinoamericano; el siguiente año fue uno de los fundadores del organismo social de inspiración cristiana llamado, Servicio Paz y Justicia (SERPAJ), este posteriormente se extendió por toda Hispanoamérica. Este organismo tiene como objetivo la difusión de los valores como la Solidaridad y la No violencia, asimismo, buscan fomentar la construcción de una mejor sociedad en la cual se reconozcan los derechos de las personas y los pueblos.

Ese mismo año le fue otorgado por la Pax Cristi Internacional el Premio Memorial de Paz Juan XXIII; seguido participó en la creación de la asamblea permanente por los derechos humanos de la ONU. Entre 1975 y 1976, viajó con los miembros del Movimiento Internacional de la Reconciliación, con estos visitó diversos países como Ecuador y Brasil, mientras visitaba países de Iberoamérica fue detenido y a veces expulsado por sus ideas. Desde 1976, comenzó a crear proyectos en beneficio de las comunidades indígenas, a través de estos esperaba mejorar la calidad de vida de cada comunidad, también diseño programas para movimientos obreros y otros grupos que necesitaran el apoyo de alguien.

El año siguiente fue detenido de forma ilegal, mientras realizaba unos trámites para su pasaporte, sin embargo, desde el exterior numerosos grupos ejercieron presión al gobierno; después de catorce meses en prisión fue liberado el 22 de junio de 1978, pero esa libertad era limitada, estuvo vigilado hasta septiembre de 1979; un año después de este suceso le fue otorgado el Premio Nobel de la Paz (1980), por su labor en beneficio de las personas de escasos recursos, además de la difusión de la práctica de la no violencia. Poco tiempo después fue nombrado miembro del comité de la Asamblea permanente de las Naciones Unidas sobre derechos humanos.

Desde entonces ha continuado su lucha en favor de los más necesitados, mientras practica la no violencia; en 1983 se mantuvo por diez días en huelga de hambre como protesta por la violación de los derechos humanos en Argentina, cinco años después empezó otra huelga de hambre por la amnistía dada a militares que violentaron los derechos humanos. Como presidente de la SERPAJ ha intervenido en numerosos procesos políticos en busca de la defensa de los derechos humanos, como es el caso de la denuncia de este sobre el gobierno de Menem a la Comisión de Derechos Humanos de la ONU, en la cual hablaba sobre la interrupción de procesos judiciales. Pérez ha hecho de mediador en varias ocasiones, entre gobiernos y grupos alzados, como lo hizo entre el gobierno español y ETA en 1995, más adelante declaró sobre los españoles desaparecidos en Argentina durante la dictadura militar, asimismo entregó una investigación en la cual se veían implicados numerosos militares en el secuestro y desaparición de personas. Actualmente, Pérez trabaja en la lucha contra el hambre, como miembro de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Ir arriba