Militar

Porfirio Díaz

Biografía Porfirio Díaz
Dominio Público

Biografía de Porfirio Díaz

Porfirio Díaz, cuyo nombre completo es José de la Cruz Porfirio Díaz Mori, fue un militar, político y dictador mexicano. Nació en Oaxaca de Juárez, México, el 15 de septiembre de 1830, y falleció en París, Francia, el 2 de julio de 1915, a la edad de 84. El periodo en que estuvo al mando es conocido como «El  porfiriato» y va desde 1876 hasta 1911, pese a los cuatro años dirigidos por Manuel González (1880-1884), pues Porfirio Díaz fue su sombra. La dictadura recurrió a la violencia para silenciar a sus críticos, lo cual derivó, a principios del siglo XX, en la Revolución mexicana. Durante los tiempos de consolidación política en el país, el poder cambiaba de dueño con alta frecuencia; es normal encontrar funcionarios interinos por uno o dos meses: la lista de presidentes, por ejemplo, contiene infinidad de nombres. Sin embargo, la paradoja está en que tres hombres pudieron gobernar durante casi un siglo: Antonio López de Santa Anna, Benito Juárez y Porfirio Díaz.

 

¿Quién fue y qué hizo Porfirio Díaz?

Los padres de Porfirio Díaz fueron José Faustino Díaz Orozco, quien perteneció al  ejército independentista de Vicente Guerrero (a inicios del siglo XIX) y María Petrona Cecilia Mori Cortés; se conocieron y casaron en Ixtlán, luego se trasladaron a Oaxaca. La familia tuvo siete hijos: Desideria, Cayetano, Pablo, Manuela, Nicolasa, Porfirio y Felipe. El padre murió de cólera en 1883, en ese entonces Porfirio Díaz sólo tenía tres años. La totalidad de los hijos ayudaba a la madre en los aspectos domésticos y laborales, para así alcanzar unas condiciones de vida estables. Díaz estudió en el Seminario de Oaxaca desde 1843 hasta 1846. Luego se unió al ejército nacional para pelear en la Guerra entre los Estados Unidos y México, en la cual el país de habla inglesa pretendía invadir la tierra de Díaz; pero, no alcanzó a batallar, el conflicto armado terminó antes. El joven evitó regresar al seminario, para unirse al área de derecho del Instituto de Ciencias y Artes de Oaxaca. Mientras era estudiante, tras ver la grave situación económica familiar, desempeñó oficios ocasionales, entre ellos el de carpintero.

Durante su época en el Instituto, es decir, en la década de los años cincuenta, Porfirio Díaz conoció a Benito Juárez, antiguo gobernador de Oaxaca, y maestro de la institución; tras graduarse, Díaz también fue nombrado profesor de la misma. Fue en esa época cuando tuvo lugar la Revolución de Ayutla, que se alzó contra el mandato de Antonio López de Santa Anna. Algunos compañeros ideológicos de Porfirio Díaz fueron arrestados; para ayudarlos, él intervino levemente. Entonces se le nombró mandatario del Distrito de Ixtlán. Al poco tiempo, se le entregó el mando militar de otras secciones en el mismo estado de Oaxaca. Es importante recordar que Benito Juárez se encontraba exiliado a causa de su enfrentamiento con Santa Anna. En 1858, Juárez se convirtió en presidente de México. Luego iniciaría la Guerra de Reforma, en ella triunfaría el partido liberal; Porfirio Díaz hizo parte del ejercito de dicho movimiento político. Así, en 1861 se reafirmaba el mandato de Juárez.

En 1862 sucedería la Segunda Intervención Francesa en México. El general Díaz realizó una gran actuación en los enfrentamientos, los cuales tuvieron lugar, entre otros en Puebla. La ciudad fue invadida por las tropas francesas. El general Porfirio Díaz logró escapar y lideró la defensa de Oaxaca; estuvo a punto de ser derrotado, pero en 1867 logró someter a los extranjeros. En ese mismo año, Díaz contrajo matrimonio con su sobrina Delfina Ortega Díaz, cuya madre fue Manuela Díaz; varios hijos de la pareja murieron uno o dos años tras su nacimiento, sólo Porfirio y Luz llegarían a la adolescencia. Díaz tuvo un amorío anterior, con una mujer indígena llamada Rafaela Quiñonez, donde fue concebida Amada, su primera descendiente. Porfirio Díaz fue fiel seguidor de Benito Juárez, sin embargo, en 1871 se distanció de él; pese a que en varias oportunidades emprendió acciones militares en contra de Juárez, siempre fue contenido. El general criticaba la negativa del presidente a abandonar el poder; pero, al llegar al cargo, hizo justamente lo mismo.

En 1871, tras ser vencido electoralmente por Juárez, Porfirio Díaz inició la Revolución de la Noria, con el fin de destronar al presidente. El movimiento fue inútil, pues Benito Juárez murió en 1872 y Sebastián Lerdo de Tejada fue su sucesor interino. Posteriormente, Lerdo de Tejada ganaría la presidencia para el periodo 1872-1876 e intentaría reelegirse. Díaz estaba en su contra; por eso decidió enfrentarlo, mediante la Revolución de Tuxtepec, y fue vencedor. Porfirio Díaz, junto a Juan Méndez, fue presidente interino hasta que, en 1877, recibió el cargo oficialmente. Y su primer periodo concluyó en 1880. En ese año moriría Delfina. El general fue reemplazado por Manuel Gonzáles. En 1881 se casó por segunda vez, con Carmen Romero Rubio, de 17 años, quien lo acompañaría hasta su muerte. En 1884 regresó a la presidencia e hizo una reforma constitucional para legalizar la sucesión de mandatos (reelección). Después sería reelegido seis veces, hasta 1911. En 1903 amplió los periodos de gobierno a seis años. El sistema político era una mentira. Cuando se presentó como candidato por séptima vez, el pueblo ya se encontraba exasperado. Así se inició la Revolución mexicana, otro episodio de violencia en la historia de la nación.

En sus discursos, Porfirio Díaz pretendía el progreso de México, pero sus actos parecían contradecirlo. El gobierno utilizó los asesinatos y las masacres de quienes se oponían como una estrategia para perdurar; la ambición y el autoritarismo patriarcal se hacían cada vez más evidentes. Sus políticas favorecían a las élites nacionales y extranjeras, también a los terratenientes; se arrebataban las tierras a los campesinos e indígenas. Se le adjudican las mejoras en aspectos de transporte y telecomunicaciones, ejemplo: el aumento de cobertura de las redes ferroviarias; esos avances son levemente significativos si se comparan con el número de víctimas a causa de su violencia. Además, Porfirio Díaz recibió múltiples condecoraciones nacionales e internacionales, entre ellas la Legión de Francia. Tras perder el poder, decidió exiliarse en Francia, país en donde fallecería, acompañado de Carmen. Tan sólo dejó escitas unas «Memorias». Es probable que realmente buscara de forma errada el beneficio del país; o puede que sólo amara el poder sobre todas las cosas. En todo caso, ambas opciones parecieron unirse gravemente en «El porfiriato».

 

¿Cuándo inicia el porfiriato?

Como “el porfiriato” se conoce a la etapa histórica de México en la cual Porfirio Díaz estuvo al mando, inicia con su primer gobierno en 1876 y termina en 1911.

Ir arriba