Síguenos en redes

Militar

Manuel Godoy y Álvarez de Faria

Biografía de Manuel Godoy y Álvarez de Faria
Antonio Carnicero [Public domain]

Biografía de Manuel Godoy y Álvarez de Faria

Manuel Godoy y Álvarez de Faria (12 de mayo de 1767-4 de octubre de 1851) Nació en Badajoz, España. Político español, tuvo un papel importante en las relaciones exteriores del país, por la firma del Tratado de Basilea fue llamado, el Principie de la Paz, apelativo que fue usado a lo largo de su carrera como político. Por sus excelentes dotes como político fue favorecido por el rey Carlos IV y su esposa María Luisa de Parma, apoyo con el cual contó a lo largo de su vida. Hijo de José Godoy de Cáceres y Antonia Álvarez Serrano de Faria, su familia era de ascendencia noble; su padre fue un noble político oriundo de Castuera, el cual se desempeñó como regidor de Badajoz y su madre fue reconocida como hidalga. Godoy fue el tercer hijo de la familia, desde temprana edad sus padres se preocuparon por darle la mejor educación.

 

Estudios y trayectoria militar

Acudió al Seminario pacense de San Antón, en donde estudió Gramática y Artes; al terminar escogió la carrera militar; en 1784, ingresó a la primera brigada de la Compañía Española de Guardias de Corps, los cuales se encargaban de la guardia de la familia real; mientras se desempeñaba en este cargo entró al círculo de los príncipes de Asturias, con quienes tuvo una estrecha relación. Asistió a las tertulias y pequeñas reuniones de la pareja real, ganando su confianza, la cual fue constante a lo largo de su vida. Cuando el príncipe llegó al trono, Godoy ascendió rápidamente de escalafón militar; en 1788 fue ascendido a cadete, un años después fue nombrado supernumerario de su compañía, dos años más tarde ascendió a brigadier, posteriormente, mariscal de campo, seguido fue nombrado Sargento mayor de Corps y Teniente.

En 1793 es promovido a Capitán general, mientras subía de rango entró a la Corte, en esta también subió de rango rápidamente, siendo nombrado caballero de la Orden de Santiago, más tarde se convierte en gentilhombre de cámara de Su Majestad en ejercicio, posteriormente, Caballero Gran Cruz en la Orden de Carlos III; en 1972 fue nombrado duque de La Alcudia y más tarde grande de España. El ascenso de este, solo puede ser explicado por el favor del rey, puesto que, Godoy, no había participado en combate, tampoco había realizado acciones notorias durante este periodo. Gracias a estos ascensos obtuvo grandes recompensas económicas con las cuales se convirtió en una de las figuras jurisdiccionales más importantes de España del siglo XVIII; con este poder e influencia creó dos mayorazgos, el de La Alcudia y el de Sueca. Por este mismo periodo contrajo matrimonio con María Teresa de Borbón y Vallabriga, condesa de Chinchón.

 

Trayectoria política

En 1792, Godoy era una figura importante en España, con el reconocimiento y la influencia que poseía incursionó en la política; el primer puesto que ocupó fue el de consejero de Estado, más tarde Secretario de Estado. Su puesto en la política fue criticado por otros notables políticos, puesto que este no tenía educación o experiencia en este ámbito; estos aludían que este lugar fue dado por la supuesta relación existente entre este y la reina, relación que no ha sido confirmada. Es posible que Carlos IV, lo escogiera para este cargo pues, desconfiaba de los secretarios de ese entonces, los cuales no habían dado un buen manejo a las relaciones con Francia, en especial los inconvenientes presentados en relación con el rey Luis XVI, jefe de la Casa de Borbón.

Por esto necesitaba a alguien de confianza como Godoy, durante este periodo, buscó salvar la ida del rey, sin embargo, poco pudo hacer en relación a este, que fue condenado a la guillotina en 1793, con este terminó la monárquica absoluta en Francia y se instauró la República. Su campaña en Francia fue poco efectiva, para 1794 las tropas francesas entraron a España por lo cual se vieron forzados a firmar un acuerdo el siguiente año, conocido como Tratado de Basilea (22 de julio de 1795) con este finalizó la guerra. Un año después Godoy, impulsó un cambio radical en las relaciones entre Francia y España con la firma del Tratado de San Ildefonso (18 de agosto de 1796), pacto ofensivo –defensivo en contra de Reino Unido. Ese mismo año España le declaró la guerra a Inglaterra, el combate fue costoso, afectando gravemente la economía del país.

En 1798 fue forzado a dejar su cargo, puesto que la percepción de este había cambiado; fue duramente criticado por rechazar los planes del Directorio y los políticos de la época ya no confiaban en sus elecciones, lo cual empeoró con la crisis económica que atravesaba el país. Tras dejar este puesto, continuó desempeñándose como militar y dos años más tarde vuelve a tomar parte de la política viéndose involucrado en el combate francés contra Portugal, su papel fue de gran importancia en la finalización de la Guerra de las Naranjas (1801). Más tarde, se firmó La Paz de Amiens, con Reino Unido. Sin embargo, el acuerdo se mantiene por poco tiempo, más tarde se reanuda la guerra contra Reino Unido; para este entonces la opinión sobre Godoy, es negativa, la animadversión llegó a tal punto que se fraguó un golpe contra este por parte del príncipe de Asturias, Fernando VII. La cual llevó a la invasión del Palacio de Aranjuez, en donde Godoy, fue tomado como prisionero, es liberado poco tiempo después por orden de Napoleón.

Más tarde se llevó a cabo la reunión entre la familia real española y Napoleón, en donde los reyes abdicaron al título, entregando el poder a Napoleón. Después de esto, Godoy se exilió en París en donde empezó la redacción de sus Memorias, libro publicado en 1836. El 4 de octubre de 1851, falleció en París.

Escritores

Celebridades

Hostnew