Síguenos en redes

Realeza

Fernando I de Aragón

Publicado

en

Biografía de Fernando I de Aragón
Malopez 21 [CC BY-SA 4.0], via Wikimedia Commons

Biografía de Fernando I de Aragón

Fernando I de Antequera o de Aragón (27 de noviembre de 1380 – 2 de abril de 1416) Nació en Medina del Campo, España. Rey de Aragón (1412-1416) e infante de Castilla. Fue nombrado duque de Peñafiel y conde de Mayorga en 1390 por su padre Juan I de Castilla. Ejerció la regencia de Castilla junto a Catalina de Lancaster, durante la minoría de edad de su sobrino Juan II. La muerte sin descendencia de Martín I el Humano y el Compromiso de Caspe (1412), llevaron a que fuera nombrado Rey de Aragón en 1412. Una vez accedió al trono, se dedicó a pacificar los territorios de la Corona de Aragón (Sicilia, Valencia, Mallorca, Cerdeña y Córcega) y a extender sus dominós, siendo entonces conocido por su activa política mediterránea.  Su coronación supuso el inicio de la dinastía de la Casa de Trastámara en Aragón (1412-1455).

Familia y descendencia

Hijo de Juan I de Castilla y Leonor de Aragón, Fernando I de Aragón contrajo nupcias con su tía   Leonor de Alburquerque en 1393. Con Leonor, Fernando tuvo siete hijos, de los cuales dos accederían a la Corona de Aragón (Alfonso V  y Juan II de Aragón y de Navarra), tras su muerte en 1416. Fernando tuvo como hermano a Enrique el Doliente, quien como primogénito accedió al trono al morir su padre, Juan I en 1390. No obstante, poco antes de su muerte el rey de Castilla aseguro el futuro de su segundo hijo, nombrándolo duque de Peñafiel y conde de Mayorga, al mismo tiempo que le daba como donación las villas de Cuéllar, Lara, Castrojeriz y San Esteban de Gormaz.

Si bien, Fernando I  no presionó a su padre para ser elegido como heredero teniendo como excusa las afectaciones de su hermano, si se preparó para ello, recibiendo una esmerada educación militar y religiosa. Al mismo tiempo que movía influencias por medio de su matrimonio con Leonor de Alburquerque, hija del infante Sancho y heredera de un vasto territorio castellano. Una vez falleció su hermano en 1406, Fernando I ejerció la regencia de Castilla junto a la esposa de éste Catalina de Lancaster, durante la minoría de edad del heredero Juan II de Castilla.

Camino a la corona

Fernando IEn cumplimiento del testamento real dejado por su hermano, Fernando quedaría a cargo de la mitad meridional del reino, es decir, los territorios situados al sur de Guadarrama, espacio que limita con el reino de Granada. En ese entonces, el joven infante retomo la campaña contra los musulmanes granadinos, iniciada por Enrique III hacia finales de su reinado. Tras varios enfrentamientos en las costas de Gibraltar, Fernando consiguió hacerse con el territorio de Zahara (Cádiz). Una vez finalizada la tregua de 1408, Fernando conquistó con sus tropas el territorio de Antequera en 1410, tras un largo y complicado sitio, que le valió el nombre de Fernando de Antequera.

Al morir sin descendencia el rey de Aragón Martín I el Humano, Fernando presentó su candidatura  para el cargo junto a otros cinco pretendientes, entre los cuales estaban el duque de Calabria, Luis de Anjou y los condes de Urgel y Luna, Jaime de Urgel y Fadrique de Luna. Si bien no era uno de los candidatos favoritos, llego a ser escogido gracias a la influencia del papa Benedicto XIII y las familias de Centelles y los Urrea.

Fernando I y la Corona de Aragón (1412-1416)

Tras varias deliberaciones, Fernando I fue nombrado Rey de Aragón en 1412, por medio del Compromiso de Caspe (1412). Un pacto establecido entre los representantes de los territorios de Aragón, Valencia y Cataluña, para escoger al nuevo gobernante y así acabar con el periodo de inestabilidad política conocido como interregno (1410-1412). Si bien fue elegido en 1412, no sería sino hasta 1414, que llegaría oficialmente a ocupar el cargo. Su designación supuso no solo el inicio de la dinastía de los Trastámara en Aragón, sino también el comienzo de un periodo de reorganización política y económica. Este proceso llevaría a la creación de una pequeña nobleza, que buscaría mantenerse en el poder en detrimento de la clase popular, la cual sería la más afectada en el reinado de Fernando I.

Una vez accedió al trono, Fernando tuvo que enfrentar la oposición encabezada por Jaime de Urgell, quien en 1413 se levantaría contra el rey contando con el apoyo de un ejército de mercenarios anglofranceses. Con este consiguió atacar Leida y tomar los castillos de Trasmoz y Montearagón. Sin embargo, la ofensiva de Fernando I acabo con toda la resistencia rápidamente, asediando el territorio de Leida y apresando a Jaime y sus partidarios.

Terminada su lucha con Urgell, Fernando se enfocó en la recuperación de la estabilidad política y la paz en los territorios de la Corona de Aragón. Inicio con la pacificación de Silicia y luego continuó en Cerdeña. Pese a lo corto que fue se reinado (1412 -1416), Fernando consiguió restaurar momentáneamente la paz en la Corona y reactivar la economía de la región, emprendiendo una serie de políticas mediterráneas. Sin embargo, no pudo detener la ola de violencia contra el pueblo judío.

En el trascurso de los cuatro años de su gobierno, Fernando I reorganizó la Hacienda Real de Aragón, mejoró el control de las finanzas y llevo a cabo una reforma municipal en la capital del reino, Zaragoza (1414). Firmó acuerdos como la tregua con Ginebra y los tratados de amistad con Egipto y Fez, por medio de los cuales pudo restaurar el consulado en Alejandría. En relación con la religión, el rey intento mitigar las tensiones desarrolladas en el marco del Cisma de Occidente, hablando con el Benedicto XIII, para que este renunciara. No obstante, la actitud de éste le llevaría a retirarle su apoyo y acatar la decisión tomada por la Iglesia en el Concilio de Constanza. Tras enfrentarse a la oligarquía barcelonesa, Fernando falleció el 2 de abril de 1416, durante su viaje de regreso a Zaragoza.

Biografía

Francisco I de Francia

Publicado

en

Biografía de Francisco I de Francia
Jean Clouet, Public domain, via Wikimedia Commons

Biografía de Francisco I de Francia

Francisco I Francia, el Rey Caballero (12 de septiembre de 1494 –  31 de marzo de 1547) Rey de Francia de la dinastía Valois. El primero de los cinco monarcas de la rama angulema de la dinastía Valois, sucedió a su primo Luis XII, gobernando Francia entre 1515 y 1547. Fue mecenas de las artes y de la erudición humanista y renacentista. Emprendió campañas en Italia y luchó una serie de guerras contra el Sacro Imperio Romano Germánico. Bajo su reinado la corte adquirió su lugar como espacio de Poder. Fue conocido como el Padre y Restaurador de las Letras, pues introdujo en Francia la cultura  italiana renacentista y fue fundador del College de Francia.

Vida

Hijo de Luisa de Saboya y de Carlos de Valois-Orleáns, conde de Angulema, Francisco nació en Coñac el 12 de septiembre de 1494. Al acceder su primo Luis XII al trono en 1498,  se le  otorgó el Ducado de Valois. Fue criado  por su madre -viuda desde los 20 años- junto a su hermana Marguerite; nadie tenía tanto poder sobre él como estas dos mujeres. Creció idolatrado, sin disciplina y  siguiendo sus propios caprichos. A temprana edad se enamoró de las letras y las novelas caballerescas. Fue admirado por su constitución atlética, destreza para la casa y elegancia en su comportamiento.

Su primo no le permitió incursionar en los asuntos del Estado; en su lugar lo envió a la edad de 18 años a las fronteras que habían sido atacadas por los países vecinos.  Fue así como aprendió aprendió sobre la guerra y el arte de gobernar, aunque también gozo de otras libertades, siendo lo suyo el libertinaje. Antes de morir, Luis XII, lo casó con Claude, su hija de 15 años.

Francisco I de Francia

En enero de 1515, muerto el rey, Francisco se convirtió en rey de Francia con veinte años. En sus primeros años compensó su inexperiencia con una mente rápida y astuta, pero extrovertido y confiado no fue el mejor político. A su muerte, Luis XII había dejado un ejército preparado para la reconquista  Milán, tarea que emprendió de inmediato y con buen pie gracias a su victoria sobre los mercenarios suizos del Duque Massimiliano Sforza y  de su aliado el Papa León X en Marignan (1515). Esto le hizo dueño del Milanesado en 1516.

Guerras con el Sacro Imperio Romano Germánico

Pero, las guerras con los Habsburgo y el Sacro Imperio Romano Germánico no terminaron ahí. Entre 1521 y 1544, Francisco sostuvo cuatro guerras en contra de Carlos V, emperador del Sacro Imperio Romano Germánico. La primera comenzó en 1521 motivada por las disputas territoriales en Italia y Navarra; terminó en 1526, con su derrota en Pavia y posterior encierro en Madrid, donde firmó una paz que nunca respeto.

Más tarde, ese año, inicio la segunda contienda con Francisco formando la Liga Clementina ( integrada por Venecia, Florencia, Milán, Inglaterra y el papa Clemente VII). Después del saqueo a Roma por Carlos V, Francisco tuvo de renunciar a su intervención en Italia firmando la Paz de Cambray en 1529.  Tuvieron que pasar otros siete años para el inicio de la tercera guerra entre Carlos V y Francisco I. La guerra comenzó en 1536 con la anexión de Milán por parte de Carlos V,  a lo que Francisco respondió invadiendo Saboya hasta la firma de la Tregua de Niza dos años después.

La cuarta y última guerra se libro entre 1542 y 1544. Para esta ocasión, Francisco consiguió aliarse con el Imperio Turco, Suecia y Dinamarca, mientras que Carlos obtuvo apoyo del rey Enrique VIII de Inglaterra; al avanzar los combates, las tropas imperiales llegaron a amenazar París, pero fueron detenidas en la batalla de Cerisoles, lo que permitió firmar la paz de Crépy.

Al morir Francisco tres años después (1547), su hijo y heredero al trono Enrique II de Francia tuvo que continuar con los enfrentamientos con el Sacro Imperio Romano Germánico y con  Felipe II de España.

Rey del renacimiento

Pese a las guerras, su reinado se caracterizo por su defensa y amor a las artes y letras. Bajo su figura la corte se construyo como un espacio de poder, el lugar donde se reunía el arte, la política y la intelectualidad. Fue así mecenas de numerosos artistas e intelectuales, humanistas y renacentistas. Reforzó su poder y el de la monarquía en torno a la corte, siendo indiferente con los asuntos religiosos, hasta el avance del protestantismo, cuando se torno violento. Reemplazo el difícil latín e implantó el francés como lengua oficial con la Ordenanza de Villers-Cotterêts (1539). Introdujo la cultura renacentista italiana en Francia y fundó, impulsado por los humanistas, el College de Francia, entonces conocido como el Colegio de los Lectores Reales.

Francisco falleció en Rambouillet el 31 de marzo de 1547.

Continúa leyendo

Biografía

Aslaug

Publicado

en

Biografía de Aslaug
August Malmström, Public domain, via Wikimedia Commons

Biografía de Aslaug

Aslaug Sigurdsdóttir, kraka o también Randalin, fue una reina vikinga; hija del legendario Sigurd. Aparece en diversas narraciones de la mitología nórdica, como la Völsunga, la Edda y la saga de Ragnar Lodbrok. Fue criada por su tío Heimer, tras la muerte de su padre, y con el tiempo se convirtió en la esposa de Ragnar Lodbrok. Con este tuvo alrededor de cinco hijos.  En la serie Vikings es interpretada por la actriz Alyssa Sutherland.

Vida de Aslaug

Aslaug era hija legendario héroe nórdico Sigurd y de la skjaldmö Brunhild (Brunilda). Fue criada por su tío Heimir, al morir sus padres. Según cuentan las sagas estos se conocieron, luego de que Sigurd matara al dragón Fafnir. Sigurd encontró a Brunhild dormida sobre una colina vistiendo una armadura, de la cual la despojó. Luego le pidió matrimonio y confirmo su unión en la corte de Heimir. Pero, tras llegar a la corte del rey Gjuki, Sigurd bebió una poción mágica que le hizo olvidar Brunhild. Accedió entonces a casarse con la hija del rey, Gudrun, lo cual desató una gran disputa entre las doncellas. La disputa llegó a su fin, en el momento en que Brunhild, pidió a Gunnar que asesinara a Sigurd y luego se suicidó.  Debido a esto la pequeña Aslaug quedo al cuidado de su tío.

Junto a su tío

Temiendo por la seguridad de la pequeña, Heimir mandó que construyeran una gran arpa, donde la niña podía esconderse. Después esto comenzó a viajar con ella por toda Noruega, aunque no en calidad de rey sino como arpista. Pasó así años desapercibido. Un día Heimir llegó a una granja propiedad de una pareja de nombres Grima y Åke. Cuando los esposos se dieron cuenta de que el arpa escondida algo, decidieron asesinar a Heimir, esperando encontrar un tesoro. Grande fue su sorpresa cuando encontraron a la pequeña y hermosa Aslaug, a la cual apodaron Kráka (cuervo). Åke y Grima decidieron criar a la pequeña y para ocultar su verdadera naturaleza cubrieron su rostro con hollin.

Encuentro con Ragnar

Paso el tiempo y la pequeña creció para ser aún más hermosa, aunque su belleza seguía oculta con el hollín. Cierto día, mientras Ragnar Lodbrok viajaba por Noruega encontró la granja en la que vivía Aslaug. Con sus hombres decidió tomar un descanso cerca el lugar y Grima les sugirió que su hija podía ayudarlos a cocinar el pan. Ese día Aslaug se había bañado, por lo que su belleza quedó expuesta ante los visitantes. Estos se entretuvieron tanto mirando a la joven que dejaron quemar el pan, lo que molestó a Ragnar. Una vez este supo el motivo, pidió que la llevaran ante él con unas indicaciones algo peculiares. Aslaug no podía ir vestida ni desnuda, ni hambrienta ni satisfecha y tampoco podía ir sola o acompañada de nadie

A pesar de las raras condiciones, Aslaug atendió al llamado siguiendo las ordenes de Ragnar. Apareció vistiendo una red de pescar, acompaña por un perro y mordiendo una cebolla cruda. Esto por su puesto cumplió los requisitos del rey vikingo, quien quedó completamente deslumbrado por Aslaug. Y aunque inicialmente esta se negó a seguir al rey, terminó aceptando su proposición luego de que este regresara pasado un tiempo.

Entonces Aslaug maldijo a Åke y Grima, dándoles a entender que ella conocía la verdadera identidad de los asesinos de su tío.

Matrimonio

Ragnar y Aslaug se casaron al llegar al reino del vikingo. Desde entonces la reina dio numerosos hijos al poderoso vikingo, quien además tuvo más hijos fuera del matrimonio. Ragnar fue conocido por sus numerosas amantes y gran número de descendientes.

Entre los hijos que Aslaug tuvo Ragnar se encontraban: Ivar el Deshuesado, Björn “Ironside”, Sigurd Serpiente en el Ojo, Halfdan o Hvitserk y Ragnvald.

Vikings…

Aslaug, Ragnar y sus hijos fueron los personajes centrales de la serie de History Vikings, donde la reina era interpretada por la famosa actriz Alyssa Sutherland. Otros actores de la serie fueron Katheryn Winnick (Ladgerda), Alexander Ludwig (Björn), Alex Høgh Andersen (Ivar), Gustaf Skarsgård (Floki), Marco Ilsø (Hvitserk) y Jasper Pääkkönen (Halfdan), entre otros.  La serie terminó a finales de 2020.

Artículos recomendados

Continúa leyendo

Biografía

Hastein

Publicado

en

Biografía de Hastein

Biografía de Hastein

Hastein, Haesteinn o también Hasting (c.810-896), fue un caudillo vikingo del siglo IX. Probablemente uno de los vikingos más notables de su tiempo, lideró numerosos saqueos en Europa, empezando en el Imperio Franco hacia el año 843. Se cree fue uno de los hijos ilegítimos de Ragnar Lodbrok. Gobernó las tierras alrededor de los ríos Loira y Sena y asaltó Francia, España, Italia, el Imperio Bizancio e Inglaterra. Es principalmente recordado por la toma de Luni, incursión que realizó junto a Bjorn “Ironside”, tras fingir que estaba muriendo.

Caudillo vikingo…

Poco se sabe sobre de la vida de Hastein, más allá de sus hazañas como caudillo al lado de Bjorn “Ironside”. Nacido entre los años 810 y 823, se cree era uno de los hijos ilegítimos Ragnar Lodbrok, el padre de Bjorn. El primer registro que se tiene sobre su existencia fue en el ataque vikingo al Imperio Franco, que terminó con la conquista de Noirmoutier en el año 843. Posteriormente asaltó los alrededores del río Loira y del año 859 al 862, dirigió una gran incursión por el Mediterráneo junto con Bjorn. Esta fue quizás su más notable empresa.

Campaña con Bjorn “Ironside”

Con 62 barcos, Hastein y Bjorn partirían desde el río Loira para atacar el Mediterráneo en el año 859.  La campaña no comenzó como esperaban, pues ese mismo año fueron derrotados por el Reino de Asturias durante su incursión en España, y también cayeron ante el Califato de Córdova en Niebla. No obstante, asaltaron y saquearon Algeciras y quemaron además una mezquita musulmana. Seguido devastaron Mazimma en el Califato Idrisid y realizaron varias incursiones contra el Califato Omeya en las Islas Baleares, Orihuela y el Rosellón.

Después de invernar en Camargue, arrasaron con Narbona y Arlés, y también atacaron Nîmes. A continuación, se dirigieron al norte a Valence, para luego fijar su atención en Italia. Fue entonces que ocurrió el asalto a la ciudad de Luna (o Luni), creyendo que era Roma. Hastein engaño a los guardias e hizo que estos lo llevaran a la ciudad, diciéndoles que estaba muriendo y deseaba convertirse al cristianismo. Una vez en la iglesia de la ciudad, donde recibió los sacramentos, Hastein saltó de su camilla y atacó a los guardias. Luego entraron sus hombres y asaltaron la ciudad.

Tras la toma, atacó Pisa y Fisole, mientras continuaba moviéndose por Italia. Posteriormente asaltó algunos territorios del imperio Bizantino, antes de embarcarse de regreso a casa. En el camino compró algunos esclavos de origen africano, los cuales vendió en Irlanda. Pero durante el regresó, fue derrotado por una flota sarracena en el Estrecho de Gibraltar, perdiendo cuarenta de sus barcos. Esto no evitó que asolara Pamplona poco después.

Una vez de regreso en Nantes, su base de operación en Bretaña, se alió con Salomon de Bretaña y derrotó el ejercitó franco de Roberto el Fuerte en la batalla de Brissarthe en el 866. Al año siguiente devastó Bourges y Orleans en el 868. Le siguió la toma de Angers en el 872 y el acuerdo de paz con Carlos el Calvo en el 873. Este luego expulso del condado del Loira en el 882, por lo que Hastein se trasladó al norte del Sena, donde permaneció hasta que los francos sitiaron París.

Últimos años en Inglaterra

Obligado a huir de Francia, Hastein puso sus ojos en Inglaterra. En el 892 dirigió dos importantes campañas partiendo desde Boulogne; sin embargo, quedo atascado en Kent, cuando Alfred el Grande colocó a su ejército de Wessex. Hizo entonces un trato, bautizando a dos de sus hijos para poder salir. Seguido asaltó Mercia, pero perdió a su esposa e hijos en Benfleet. Con la ayuda del reino danés continuó luchando entonces en contra los sajones; más tarde dirigió una incursión de represalia entre el valle del Támesis y el río Severn.

Hastein libró una serie de sangrientos enfrentamientos con los ingleses, antes de que su ejército se dispersara hacia el año 896. Ese año, Hastein desaparece de los registros históricos.

Continúa leyendo

Escritores

Celebridades

Destacadas

Nuestros partners recogerán datos y usarán cookies para ofrecerle anuncios personalizados y medir el rendimiento.    Más información
Privacidad