Síguenos en redes

Artistas

Antoine Watteau

Publicado

en

Biografía de Antoine Watteau
Dominio Público

Biografía de Antoine Watteau

Antoine Watteau (10 de octubre de 1648 – 1721) pintor. Nació en Valenciennes, Francia. Su padre fue un humilde artesano que se dedicó a tachar diversos objetos. Desde muy joven se dedicó a la pintura, a los 14 años estudió con un pintor de temas religiosos. Posteriormente, y siendo más maduro decidió, en el año 1702, trasladarse a París donde se desempeñó como pintor de copias y cuadros devocionales su mayor comprador era un marchante. Luego, conoció al famoso grabador y escenógrafo Claude Gillot del que aprendió en sobremanera.

Años después, trabajó con Claude Audran era su ayudante en la decoración de interiores y conservación de las colecciones del Palacio de Luxemburgo. Esta oportunidad le permitió estudiar el ciclo de cuadros barrocos de Petrus Paulus Rubens sobre La vida de María de Medici. Con su talento hábilmente desarrollado participó en 1709 para competir por el segundo premio del concurso Prix de Rome, y lo ganó. Con ello, pudo entrar en la Académie Royale; en este lugar conoció a Rubens y algunos pintores venecianos del siglo XVI, dichos fueron decisivos para su maduración artística.

En 1717 recibió el título de Pintor de fiestas galantes, otorgado por la Academia de artes francesa con la obra Embarque para Citerea. Watteau fue, sin duda, el creador de este nuevo género, el de las fiestas galantes. Este hombre sintió una fascinación absoluta por los cuadros que relataban jóvenes elegantes divirtiéndose en fiestas triviales al aire libre. Watteau logró capturar en los cuadros las emociones banales de los jóvenes y su visión dispersa de los placeres de la vida. Tal vez su gusto por esto se debió a su vida un poco aburrida a causa de la enfermedad que padeció, la tuberculosis, que le puso frente a la muerte varias veces.

El gusto por las fiestas galantes también fue llevado por Watteau al mundo del teatro, en donde dotó muchas escenas de una atmósfera irreal. Su producción teatral se centraba en las fiestas galantes. A diferencia de otros artistas de su época, no se interesó por las escenas de género o las pinturas mitológicas. Este hombre tenía grandes talentos: pintar, dibujar, decorar y colorear.  Esto le permitió crear un estilo innovador y propio; manejo la luz y el color con una delicadeza y un lirismo nunca visto.

Sus obras de escenas galantes, aparte de Embarque para la isla de Citerea (1717), se encuentra  Capitulaciones de boda, baile campestre y Fiesta en el parque, ambas reposan en el Museo del Prado, Madrid. En el mismo año de su obra magistral su condición de salud empeoró a causa de la tuberculosis, por ello, tuvo que dirigirse a Londres para visitar a un famoso médico, pero nunca se recuperó totalmente. A pesar de su estado inestable de salud el pintor siguió realizando sus obras. Representó a payasos, arlequines y otros personajes de la commedia dell’arte, como Arlequín y Colombina (1715) y Los cómicos italianos (1720).

Hasta ese momento el pintor habia desarrollado varias obras tales como: El buscador de nidos (1710), La perspectiva (1715), Bajo un disfraz de Mezzetin (1717), El indiferente (1717), El desliz (1717), Los placeres del baile (1717), Canción de amor (1719), Fiesta veneciana (1719), La muestra de Gersaint (1721), Gilles (1721), entre otras. En cada uno de sus lienzos se percibe la influencia de los grandes pintores flamencos, especialmente de Rubens y de los pintores de la escuela veneciana.

Su estilo, sin embargo, tuvo ciertas particularidades: manejo una sensibilidad en el tratamiento de la luz y el color, una sensualidad, y una delicadeza hasta entonces desconocidos en el mundo del arte. Su estilo fue imitado por otros pintores rococós, pero claramente ninguno logró alcanzar las cualidades de su pintura. Hubo un periodo en donde sus obras decayeron, específicamente con la irrupción del neoclasicismo, aunque, al llegar la Revolución Francesa y, sobre todo, durante el romanticismo, volvió a aumentar.

Con sus obras de reuniones galantes al aire libre, llenas de elegantes cortesanas y caballeros pasando el tiempo en placenteras fiestas,  surgió un nuevo género pictórico que se desprendió de la austeridad y el monumentalismo para desarrollar un estilo ligero y elegante. Ahora bien, el artista pinta parejas de enamorados felices, pequeños grupos de amigos entretenidos, casi siempre en frondosos jardines. En muchas de sus obras se observan figuras aristócratas con actores dispuestos para la escena, que conversan, bailan, escuchan melodías usualmente habían  altos árboles que eran usados como marco arquitectónico.

Cuando sus lienzos y creaciones estaban en el punto culmen, la enfermedad que padecía lo volvió a atacar gravemente. Jean-Antoine Watteau falleció de tuberculosis el 18 de julio de 1721 en Nogent-sur-Marne, fue sepultado a la temprana edad de treinta y siete años. Sus obras fueron inspiración para varios artistas como Nicolas Lancret y Pater que continuaron explotando los mismos temas. Probaron la ejecución de transparencias y la aplicación ligera del barniz. Aunque esto dificulta la conservación y restauración de las obras.

Artistas

Il Pisanello

Publicado

en

Biografía de Il Pisanello
Pisanello, CC BY 3.0, via Wikimedia Commons

Biografía de Il Pisanello

Antonio Pisano o  di Puccio Pisano, o también Antonio da Cereto (c.1395-1455), más conocido como Il Pisanello, fue un pintor y medallista italiano. Uno de los mejores exponentes de la pintura gótica internacional. Su obra se sitúa en un periodo de transición, compartiendo la influencia del arte gótico con la de las primeras formas renacentistas. Comenzó su carrera en Verona, influido por Stefano da Zevio. Más tarde colaboró con Gentile da Fabriano en los frescos para el Palacio Ducal y muerto el maestro ganó reputación terminando los frescos en San Juan de Letrán. Su fama en las cortes se debió más a sus medallas que a sus pinturas; entre ellas,  destacan, la medalla del emperador griego Juan VIII y la del rey Alfonso de Aragón.

Vida

La Virgen de la codorniz / Crédito: Paolo Villa, CC BY 4.0, via Wikimedia Commons

Pisanello nació entre 1380 y 1395 en Pisa o Verona. Es poco lo que sabe sobre sus primeros años, aunque sus primeros trabajos sugieren fue alumno de Stefano da Zevio, un artista veronés. Comenzó su carrera en Verona y llevó una vida bastante errante. Entre 1415 a 1420 colaboró, en Venecia,  con Gentile da Fabriano en los frescos para el Palacio Ducal. De da Fabriano aprendió su estilo delicado y detallado, así como su gusto por los materiales preciosos y bellas fábricas encontrado en obras posteriores.

Pintor cortesano

Estando al servició del joven Ludovico Gonzaga en Mantua para 1422, pronto comenzó a granjearse espacios en las cortes. Su reputación hizo que incluso se pelearan por tenerlo. Aunque tuvo varios señores, continuó al servició de los Gonzaga hasta los años 1440.Muerto Fabriano en 1427, se le encargo terminar los frescos dejados inacabados en San Juan de Letrán en Roma. Su fama no dejó de crecer a partir de entonces. Al igual que da Fabriano, Pisanello gozó de gran respeto y consideración.

Estuvo empleado en las cortes de Ferrara, Mantua, Milán y Verona y trabajó para el Rey de Nápoles, la familia Este y el Papa en el Vaticano. En Verona pintó sus más grandes obras, como La madona de la codorniz (h.1420), La Anunciación (142426) y La leyenda de San Jorge (1429-30). Como cortesano, en Mantua, Milán y Rimini, debió su fama más a sus medallas. Estas, con efigies de los príncipes de la época,  fueron un resultado de su estudio de los retratos numismáticos griegos y romanos.

Medalla Alfonso V de Aragón/ Crédito:Luis García, CC BY-SA 3.0, via Wikimedia Commons

Destacan,  sus medallas del emperador Juan VIII Paleólogo (1438), la medalla de matrimonio de Lionello d’Este (1444),  de Sigismondo Pandolfo Malatesta (1445), de Francesco Sforza y la medalla de Alfonso de Aragón (1448).

Pintor, medallista y eminente retratista, en sus últimos años abandonó el estilo sofisticado de su maestro, da Fabriano, para tomar como referencias a Masolino, Ghiberti y Paolo Uccello, lo que puede apreciarse en su cuadro de 1447 La Virgen con los Santos Antonio Abad y Jorge y en el ciclo de frescos con tema artúrico dejado en sala del palacio ducal de Mantua.

Falleció probablemente en Nápoles en el año 1455.

Continúa leyendo

Artistas

Piero di Cosimo

Publicado

en

Biografía de Piero di Cosimo
Piero di Cosimo, CC BY 3.0, via Wikimedia Commons

Biografía de Piero di Cosimo

Piero di Lorenzo (1462-1521), más conocido como Piero di Cosimo, fue un pintor cuatrocentista italiano. Influido fuertemente por Leonardo da Vinci y Signorelli, realizó composiciones extrañas, fuera de lo común, y de temática fantástica, como sus Prometeo, Centauros y lapitas. Fue también un destacado retratista y pintor religioso.

Vida

Madone

Piero nació en Florencia, Italia, de padre orfebre. Tomo el nombre de su maestro, Cosimo Roselli, con quien trabajó hasta 1481 en el fresco Sermón de la Montaña y también, posiblemente, colaboró en la realización del Cruce del Mar Rojo para la Capilla Sixtina del Vaticano. Allí vio los frescos de Sandro Botticelli y Domenico Ghirlandaio, cuyos estilos adopto como propios, especialmente en su Jason and Queen Hypsipyle with the Women of Lemnos (1499).

Sin ser miembro de ninguna escuela, Piero tomó prestadas las técnicas de diversos artistas para la creación de un estilo propio, un tanto peculiar y fantasioso.   Estuvo fuertemente influenciado por Da Vinci, Signorelli y Lippi. En su Visitación con San Nicolás y San Antonio Abad, es visible la influencia de la paleta de colores de Hugo van der Goes.

Ajeno a los ambientes oficiales, se mantuvo alejado del círculo de los Médici, por lo que, toda su producción dependió de los encargos de particulares.

La pintura mitológica

Las desgracias de Sileno (c.1500) / Crédito: Piero di Cosimo, Public domain, via Wikimedia Commons

La madurez de su estilo artístico se ejemplifico en sus pinturas mitológicas llenas de una fantasía romántica. Muchas de estas composiciones estaban basadas en el relato sobre la evolución humana de Vitruvio. Incluyo pues en sus obras humanos y animales con formas híbridas en celebraciones extrañas y de un gran desorden. Destacan en este respecto, sus obras Las desgracias de Sileno (c.1500) , Batalla de lapitas y centauros (c.1505), Vulcano y Eolo maestros de la humanidad( c.1500-1505) y El Descubrimiento de la miel por Baco (c. 1500-1505).

Otras obras suyas fueron  A Satyr Mourning over a Nymph (c. 1495), Incendio en el bosque (c.1505) y la Liberación de Andrómeda (c. 1510-13).

Piero pintó varios retratos, de los cuales el más conocido es su busto conmemorativo a Simonetta Vespucci (c. 1480),  amante de Giuliano de’ Medici. Retrato, asimismo, a Giuliano de Sangallo y  al padre Francesco Giamberti. Fiel a la estética cuatrocentista, fue sensible al realismo flamenco y en algunos de sus retablos llegó a mostrar un descarnado naturalismo.

Piero falleció en Florencia en 1521.

Continúa leyendo

Artistas

Bicci di Lorenzo

Publicado

en

Biografía de Bicci di Lorenzo
Sailko, CC BY-SA 4.0, via Wikimedia Commons

Biografía de Bicci di Lorenzo

Bicci di Lorenzo (1373-1457)  fue un pintor y escultor italiano de la primera mitad del quattrocento. Perfecto seguidor del trecento, se formó en el taller paterno, que, con posterioridad, amplió y dirigió notablemente. Tuvo influencias de Gentile da Fabriano y Lorenzo Monaco. Una vez reconocido recibió importantes encargos de la familia Medici, incluyendo el ciclo de frescos de Hombres ilustres para el palacio de la familia. Fue iniciador del quattrocento y uno de los más prolíficos pintores del gótico internacional.

 

Vida

Nacido en Florencia, de padre pintor, Lorenzo comenzó estudios en el taller paterno. En sus inicios, especialmente en la pintura de su primera época, estuvo influenciado por Lorenzo Monaco y Gentile da Fabriano. Fue un buen seguidor del arte del trecento, aunque con el tiempo actualizó su estilo incluyendo motivos renacentistas propios de la primera mitad del quattrocento. Contrajo matrimonio en 1418. Más tarde, 1424, se inscribió en el gremio de pintores de Florencia.

Madonna col bambino / Crédito: Sailko, CC BY-SA 4.0, via Wikimedia Commons

Obra

Después de unos primeros trabajos -en gran medida frescos- realizados junto a su padre, recibió  algunos importantes encargos de los Medici, entre ellos, el ciclo de frescos de Hombres ilustres para el decorado del Palazzo Medici. También pintó al fresco un apostolado en la catedral de Florencia e hizo frescos de San Cosme y San Damián, con Domenico Veneziano, representando la dedicación de la iglesia San Egidio del hospital de Santa Maria Nuova. Posteriormente colaboró con Andrea del Castagno.

En 1445 comenzó los frescos para la iglesia de San Francisco en Arezzo, que, por motivos de salud, no llegó finalizar. Entre sus mejores obras caben mencionarse: la Virgen entronizada en la Galería Nacional de Parma, el tríptico con las Historias de San Nicolás ubicado en la catedral de Fiesole y la Natividad pintada para la iglesia de San Giovannino dei Cavalieri, en Florencia. En Florencia se encuentran también sus frescos de la capilla de la Compagnie en la iglesia de Santa Trinidad.

Sin duda uno de los  pintores más prolíficos de la primera mitad del siglo XV, Di Lorenzo falleció en Florencia en 1452. Su muerte no significó, el final de su taller, al quedar este en manos de su hijo el también pintor Neri di Bicci. Fue enterrado en la iglesia de Santa María del Carmine.

Continúa leyendo

Escritores

Celebridades

Destacadas

Nuestros partners recogerán datos y usarán cookies para ofrecerle anuncios personalizados y medir el rendimiento.    Más información
Privacidad