Deportes

Pep Guardiola

Biografía de Pep Guardiola
Football.ua [CC BY-SA 3.0 GFDL, CC BY-SA 3.0 or GFDL]

Biografía de Pep Guardiola

Pep Guardiola (18 de enero de 1971) exfutbolista profesional y actual entrenador de fútbol del F. C. Barcelona. Nació en Sampedor, Cataluña, España. Su nombre de nacimiento es Josep Guardiola i Sala. Su padre Valentí Guardiola, albañil, y su madre, Dolors Sala, ama de casa. Ambos lo apoyaron para formarse como futbolista, primero ingresó a las categorías infantiles del Nástic de Manresa. En 1984 entró en la Masía. De ahí, fue enviado a las categorías inferiores del Fútbol Club Barcelona el 28 de junio de 1984 hasta el año 1990. Gracias a su buen desempeño fue ascendido al primer equipo. Debutó en Primera División el 16 de diciembre de 1990 frente al Cádiz en el mágico estadio Camp Nou.

Johan Cruyff vio sus habilidades y decidió ubicarlo como medio centro. Se adaptó inmediatamente a ese rol a pesar de su juventud y adquirió un gran liderazgo en el equipo. Cuando el capitán José Mari Bakero se retiró, Guardiola tomó la cinta de capitán. A partir de ese momento se convirtió en un símbolo y referencia futbolística del Barcelona y del fútbol europeo. Fue admirado por su excepcional visión de juego, así como por la precisión a la hora de realizar un tiro. Estas cualidades, más su gran carisma y personalidad le sirvieron para ser visto como un líder y una guía en el terreno de juego. De lo anterior podemos decir que por ello tiene gran éxito como entrenador.

En el Dream Team que, bajo la dirección de Johan Cruyff, ganó cuatro ligas consecutivas entre 1991 y 1994 y una Copa de Europa el 20 de mayo de 1992, en el mítico estadio de Wembley. En el ámbito internacional, Guardiola ganó la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Barcelona con la selección española, con la misma fue convocado para participar en el Mundial de 1994 y en la Eurocopa 2000. Pep siguió en el Barça hasta 2001, bajo la batuta de Bobby Robson y Louis Van Gaal. Su racha ganadora era notable, especialmente en la temporada 1996-1997, con la Recopa, y en dos campeonatos de Liga consecutivos. Por desgracia, sufrió una grave lesión que lo alejó por un tiempo de las canchas.

Pep Guardiola jugó un total de 472 partidos con la camiseta azulgrana. En el año 2001 sorprendió a la hinchada del Barcelona cuando anunció que tomaría un nuevo camino. Jugaría en el fútbol italiano para el Brescia. Posteriormente, estuvo de manera rápida en el AS Roma en la temporada 2002-2003. Guardiola se vio envuelto en un problema por dopaje por una sustancia llamada nandrolona hallada en su sangre. Fue condenado en primera instancia a siete meses de cárcel y una multa de 2.000 euros. Cuando se conoció la sentencia, a principios del 2005, Guardiola jugaba en el Al-Ahili de Qatar. Luego jugó en el Dorados de Sinaloa de México.

Consciente de las consecuencias para su carrera deportiva, el futbolista centró todos sus esfuerzos en demostrar su inocencia. Finalmente, en noviembre de 2007, el Tribunal de Apelación de Brescia lo encontró inocente y lo absolvió. Para ese momento ya se había retirado del fútbol y estaba asumiendo la labor técnica en las divisiones inferiores del FC Barcelona. El presidente del club, Joan Laporta, decidió llamar a Guardiola para que reemplazara al ya cansado técnico holandés Frank Rijkaard. Así que para su dicha él se haría cargo del primer equipo. Muchos críticos aseguraron que no era una buena idea por su remota experiencia como entrenador.

La desdicha fue cierta cuando en los dos primeros partidos de la Liga 2008-2009 el equipo sólo cosechó un punto de los seis posibles. Pero solo fue cuestión de tiempo para que el onceno azulgrana empezara a funcionar. El juego del Barcelona era catalogado como espectacular. El equipo fue ganando los mejores comentarios en la prensa nacional e internacional y rápidamente consiguió miles de seguidores por su precisión en el toque, pases magistrales y goles de libro. Xavi Hernández, Andrés Iniesta, Carles Puyol, Leo Messi y sus jugadores en general nunca daban un partido por perdido. Algo muy importante es que el entrenador apostó sin reservas por los canteranos, entre ellos Messi quien ahora se encuentra en lo más alto.

En 2009 fue, sin duda, el año más glorioso de los más de cien años de historia del barcelonismo. Y es que en 2009 el equipo conquistó, consecutivamente, los seis títulos a los que aspiraba: la Copa del Rey, la Liga española y la Champions League, victorias que daban derecho a disputar la Supercopa de España, la Supercopa de Europa y el Mundial de Clubes, que también terminaron ganándolas. Y su entrenador se convirtió en el único de la historia en conseguir los seis títulos oficiales en un mismo año. Por ello, La Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol (IFFHS) lo nombró mejor entrenador del mundo. Guardiola fue elegido Catalán del Año y recibía homenajes públicos.

Su figura fue motivo de muchos libros: Palabra de Pep, Liderazgo de Guardiola, Escuchando a Guardiola. El pensamiento futbolístico y vital del entrenador del Barça en 150 frases… y más euforia colectiva que nadie. Se convirtió en un auténtico gurú del barcelonismo. Luego del retiro de Laporta, afirmó públicamente su palabra de que seguiría entrenando al equipo. En la temporada 2009-2010, ganaron por segunda vez consecutiva la Liga. Cerraron la campaña imponiéndose en la Supercopa española. En la siguiente temporada, el equipo conquistó de nuevo la Liga española y la Champions League, lo que le llevó a vencer otra vez en la Supercopa de España, la Supercopa de Europa y el Mundial de Clubes.

En su última temporada como técnico, 2011-2012, solo ganaron la Copa del Rey. Poco antes del final de la temporada, Pep Guardiola anunció su marcha. El técnico afirmó que se encontraba agotado y necesitaba un tiempo de recuperación. Los jugadores y el presidente el club le auguraron los mejores deseos y le hicieron saber que sería bienvenido en cualquier momento. Pep logró levantar un Barça desmoralizado y lo convirtió en un equipo tan vistoso como arrollador, que maravilló a todos los seguidores del fútbol con la belleza de su juego. Actualmente este equipo español conserva mucho del estilo de Pep Guardiola.

Clic para comentar

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba