José María de Pereda

Biografía de José María de Pereda
Dominio Público
Información personal
Nombre CompletoJosé María de Pereda y Sánchez Porrúa
Nacimientofebrero 6, 1833
OcupaciónNovelista
Fallecimientomarzo 1, 1906
NacionalidadEspañol
CónyugueDiodora de la Rivilla
PadresJuan Francisco de Pereda y Bárbara Josefa Sánchez Porrúa

Biografía de José María de Pereda

José María de Pereda y Sánchez Porrúa (6 de febrero de 1833- 1 de marzo de 1906) Novelista español. Máximo exponente de la novela costumbrista regionalista. Fue autor de Escenas montañesas (1864), El sabor de la tierruca (1882) y Nubes de estío (1891), entre otros relatos. Ejerció también como político por algunos años, siendo miembro del partido carlista y diputado por Cabuérniga en 1871. Colaboró además en varias revistas y periódicos y en su obra puede apreciarse el paso del costumbrismo regionalista a la ficción realista. Fue una figura destacada de la lengua española.

Primeros años

Nació en Polanco en el seno de una familia de abolengo dedicada a la agricultura y la ganadería. Fue el menor de los veintidós hijos de Juan Francisco de Pereda y Bárbara Josefa Sánchez Porrúa. Sus primeros estudios los llevo a cabo en su pueblo natal y luego continuó con su formación en el Instituto Cántablo de Santander, del cual se graduó en 1850. Pensando en convertirse en militar, en 1852, se traslado a Madrid para cursar estudios en la Academia de Artillería de Segovia. No obstante, una vez en la capital comenzó a inclinarse hacia a letras, olvidando así su interés por las armas En ese entonces fue participe del ambiente de tertulias, teatros y salones.

De vuelta en Santander, en 1855, enferma de cólera; luego visita Andalucía y regresa nuevamente a Santander, esta vez para trabajar como colaborador del periódico “La Abeja Montañesa”. Fundó más tarde el novenario “El tío Cayetano”.

José María de Pereda: Trayectoria y obra

De Pereda inició su vida literaria con la publicación de las Escenas montañesas en 1864. La buena acogida que tuvo la obra, llevo a que poco a poco se hiciera de un nombre. Tras una breve estancia en París y vuelto a Santander, trabajó como secretario de la sección de letras en el Ateneo santanderino. Desde entonces y hasta comienzos de la década de 1870, se mantuvo alejado de la literatura. En 1869, contrajo matrimonio con doña Diodora de la Rivilla y ya en 1871, se convierte en diputado por Cabuérniga. Seguidor del partido carlista, mas tarde deja el cargo y la política para retornar al mundo de las letras.

En 1870 publica Bocetos al temple, seguido por sus Tipos y paisajes (1871) y Tipos trashumantes (1877). Luego ven la luz El buey suelto (1878), Esbozos y rasguños (1881), El sabor de la tierruca (1882) y Sotileza (1885)

.  Después de unos años de aislamiento en Polanco o Santander, De Pereda regresó a la vida publica con un nuevo aire.  Estuvo en Barcelona como mantenedor en uno de los juegos florales y fue elegido individuo de número de la Academia Española en 1897.

Entretanto publicaría Nubes de estío (1891), Peñas arriba (1895) y Pachín González (1896). También sobresalen las novelas con sentido político, Los hombres de Pro (1872) y Don Gonzalo González de la Gonzalera (1879); y el relato sobre la aristocracia madrileña, La Montálvez (1888).

Muerte

José María de Pereda falleció el 1 marzo de 1906, en su amado Santander. Cayó enfermó durante un viaje a Jerez en 1904.

To Top

#FrenarLaCurva